Historia del logo de Ferrari

Ferrari es una conocida compañía mundial que produce autos deportivos y de carreras. La compañía está ubicada en Maranello (Italia) y apareció en el año 1947. Se funda la empresa de automóviles Enzo y Scuderia Ferrari.

Ferrari Logo

Evolución del logo de Ferrari

Ferrari Logo Historia

El logotipo de esta empresa siempre ha sido decorado con un caballo desenfrenado que se ha parado sobre sus patas traseras. Así es como se le conoce en todos los países del mundo. Además, la imagen del emblema surgió mucho antes de la aparición de la propia empresa, aproximadamente en 1929, cuando el empresario Ferrari abrió una pequeña empresa. Fue la base del futuro gigante automotriz.

Como señal principal, el propietario usó la imagen de un caballo violento, un símbolo de poder, fuerza y ​​velocidad desenfrenada. La paleta de la marca realza el estrés emocional oculto: amarillo y negro.

Pero primero, el Conde Francesco Baracca, un piloto militar, héroe y veterano de la Primera Guerra Mundial, que era el ídolo de millones de italianos, hizo alarde del emblema. Sus admiradores incluyeron a Enzo Ferrari. En el verano de 1923, conoció a su madre, la condesa Paolina. Paolina pidió tomar como base un cartel con la imagen de un caballo desenfrenado, que encarna la suerte y el triunfo. El futuro magnate del automóvil durante mucho tiempo mantuvo una foto de Baracca con una inscripción conmemorativa de sus padres.

Unos años más tarde, utilizó la imagen de un caballo de cría para el logotipo de su empresa. Al principio, el dibujo simplemente se aplicó al capó de los vehículos. Pero luego se le añadió color amarillo, un tono que simboliza la tierra natal de Enzo Ferrari, la ciudad de Módena, ubicada en la provincia de Emilia-Romaña.

1929 – 1931

Ferrari Logotipo 1929-1931

1931 – 1939

Ferrari Logotipo 1931-1939

El logotipo de debut consiste en un escudo solar con un caballo negro, a la derecha e izquierda de las cuales están las letras «S» y «F». Están escritos en letra cursiva delgada en mayúsculas y están decodificados como «Scuderia Ferrari». En la parte superior hay tres rayas en el color de la bandera italiana.

Por primera vez, este emblema se usó en 1932 en los autos que participaban en la carrera Spa Grand Prix. Desde entonces, siempre ha acompañado a productos de marca y fue automáticamente aprobada como el símbolo principal de Ferrari. Hay varias fechas clave en la historia del logotipo.

1947 – 2002

Ferrari Logotipo 1947-2002

Este es el año de la aparición oficial de la empresa en un formato moderno. Como signo distintivo, tomó la imagen de un caballo negro indomable, de pie sobre sus patas traseras. El elemento central se encuentra sobre un fondo amarillo brillante.

Arriba hay tres líneas finas: verde, blanco y rojo, que transmiten una conexión directa con Italia. Debajo está el nombre. Está hecho en la fuente serif original. La parte superior de la «F» mayúscula se alarga en forma de una línea continua y pasa la palabra al punto aplanado en «i». Las letras cursivas «S» y «F» han desaparecido.

2002 – presente

Ferrari Logotipo 2002-Presente

Este es el segundo período más importante en la historia de la marca. Fue entonces cuando se realizó el rediseño. Básicamente, tocó detalles menores: color y algunas líneas. Entonces, el campo amarillo sol ha adquirido un tono intenso, y los colores en la parte superior se han fusionado, la línea divisoria se ha eliminado de ellos.

El dibujo del caballo también ha cambiado: ahora se ve mucho más poderoso. Además, los artistas pintaron el pie delantero derecho del caballo un poco más alto que el original, por lo que ya no está cubierto por el izquierdo.

Fuente y color del símbolo

Ferrari Emblema

La gama principal de Ferrari es negra (un caballo de cría, un signo distintivo del avión de Francesco Baracca) y oro (la paleta de la ciudad natal de Enzo, Módena). Siempre estuvieron presentes en el logotipo de la empresa y nunca desaparecieron, y si sufrieron algún cambio, solo fue insignificante. Después de todo, la silueta oscura de un caballo se ve muy impresionante sobre un fondo claro contrastante. Permanentes son los colores nacionales de Italia, colocados en la parte superior del emblema.

Tal como lo concibió el autor, dicha paleta transmite el prestigio, el poder, la belleza y la posición dominante de la marca de automóviles en el mercado de la industria. La fuente utilizada para el nombre es individual, en la ortografía clásica, con letras mayúsculas y minúsculas. Además, las tres «r» en la palabra «Ferrari» repiten las características de un caballo parado sobre sus patas traseras.